Violín y viola

Filarmed presenta a Roberto González-Monjas

El viernes 10 de abril la ciudad podrá disfrutar de la Sinfonía No.34, de la Música del Ballet de Idomoneo y de la Sinfonía concertante para violín y viola, de W.A. Mozart, a cargo de la Orquesta Filarmónica de Medellín. El evento se realizará a las 8 pm en el Teatro Metropolitano, con una charla previa, desde las 7 pm. Para la ocasión, participarán la violista Blythe Teh Engstroem (Estados Unidos) y el violinista Roberto González-Monjas  (España), quien también participará en calidad de director del concierto.

La violinista y violista Blythe Teh Engstroem hizo la mayoría de sus estudios en Indiana University en Bloomington, donde estudió violín con Nelli Shkolnikova, Mimi Zweig y Josef Gingold, y viola con Atar Arad. Fue músico creador de la Orquesta de Música de Cámara del Festival de Verbier, festival donde frecuentemente es invitada como solista.

Roberto González-Monjas estudió en el Mozarteum University en Salzburgo con Igor Ozim y se ha desempeñado como concertino de la Orquesta de la Accademia Nazionale di Santa Cecilia en Roma, del Musikkollegium Winterthur (Suiza) y de las Orquestas Sinfónica y de Cámara del Festival de Verbier. Además es colaborador habitual de la Philharmonia Orchestra, la Orquesta de la Radio de Berlín, Orquestas Sinfónicas de Galicia y Barcelona, entre otras. Adicionalmente es director artístico adjunto de la Academia Filarmónica de Medellín y participa en los proyectos educativos del Festival de Verbier y dirige programas en proyectos orquestales como la Joven Orquesta de la Sinfónica de Galicia y la New World Symphony en Miami.

Programa
La Sinfonía No. 34, escrita por Mozart en 1780, presenta los trompeteos y florituras de una “sinfonía festiva” o “de trompetas”, que es característico de las sinfonías austríacas escritas en Do mayor.
La Música para el Ballet de Idomeneo, encargado a Mozart en 1780 para el carnaval de Múnich, trata la tragedia del rey de Creta, Idomeneo, de Antoine Danchet.
La Sinfonía concertante para violín y viola, compuesta por Mozart durante su recorrido europeo de 1779 es considerada una de las piezas más importantes de este género entre sinfonía y concierto.