Una pregunta para continuar el debate

Según las autoridades, no están todos los documentos en regla y la obra de transformación de una vivienda en tienda no podría avanzar. Sobre el caso, escribió Roselena Greiffenstein Arango: “No entiendo cómo la gente de Castropol se queja porque les van a poner un minimercado, ¡si allá no hay dónde comprar una bolsa de leche!”.