Tragedia en Space: “Estaba anunciada”

Tragedia en Space: “Estaba anunciada”

Dice el arqueólogo PHD e ingeniero industrial Pablo Aristizábal: “Estoy muy impresionado con lo que pasó con el edificio Space. He seguido la transmisión en directo por Telemedellín y vi la grabación que mostraron con las declaraciones del ingeniero civil de la Constructora CDO, entrevistado el viernes después de que se detectó la falla del edificio, quien decía que la estructura no tenía ningún problema y que el edificio sería arreglado inmediatamente el mismo día.

Esta catástrofe ya estaba anunciada, con lo que pasó en el sector de la Cola del Zorro hace algunos años, donde se rodaron varias viviendas. Mucha parte de las causas tienen que ver con que se han talado bosques, removido suelos y tapado aguas, sus vertientes y cauces en toda la ladera de Las Palmas en sus cotas superiores, con el fin de hacer casas y urbanizaciones en las partes más altas.

Todos estos son suelos de depósitos de ladera o coluvios y es hora de que las curadurías detengan la expedición de licencias de construcción, lo cual se debe a la presión de las constructoras y urbanizadores, y analicen desde un estudio técnico detallado de geología, planeación y movilidad, si es conveniente seguir edificando y densificando las zonas de ladera de El Poblado, en sectores donde hay suelos inestables o de alta pendiente y donde ya hay una sobrepoblación, lo cual implica que los suelos están sobrecargados con todas las estructuras masivas de cientos de edificios.

Ya se han concedido demasiadas licencias de construcción en zonas de inestabilidad geológica. La Loma de Las Palmas, desde San Diego hasta esta zona de la Cola del Zorro – La Presidenta, son suelos con alto contenido de arenas, que tienden a ser muy inestables, y por eso la doble calzada de la Palmas, en todo este tramo, ha requerido trabajos adicionales de grandes muros de contención. Estos se pueden ver a lo largo de toda la vía las Palmas hasta el frente de San Diego. Los edificios requieren de unas fundaciones muy profundas y presentan riesgos muy altos en caso de presentarse sismos. Todo esto es una gran llamada de atención. Esta vez las autoridades (curadurías y Planeación Municipal) deben reflexionar a fondo los hechos, y tomar medidas preventivas para que no ocurran más accidentes en edificios y urbanizaciones de El Poblado. Dichas medidas se deben ver reflejadas y quedar contenidas en normas que hagan cumplir con rigor y sin corrupción unas áreas de manejo especial para conservación de aguas y bosques, retiro de quebradas y cauces, áreas de alta pendiente, fallas e inestabilidad geológica cauteladas, etcétera, en el nuevo Plan de Ordenamiento Territorial de la ciudad, próximo a aprobarse. Lamento mucho los hechos por estas familias que han perdido seres queridos y otros que han perdido sus viviendas”.