“Tenemos una plaza de vicio en el parque”

La comunidad de La Frontera denuncia irregularidades en el Parque Lineal parquelineal2

Vecinos del sector de La Frontera se reunieron en la tarde del martes 7 de octubre con el Comité Local de Gobierno en el salón social del Edificio Montecarlo de la Frontera, para expresar su preocupación acerca de la situación del Parque Lineal que, actualmente, es operado por la Secretaría de Medio Ambiente de Medellín.

Además de la comunidad, en esta reunión estuvieron presentes el mayor José Andrés Pulido, comandante de la Policía; Clara Beatriz Castro, gerente territorial de las comunas 14 y 15, Luisa Ospina, promotora local de gobierno de El Poblado y Elisa Sánchez, presidenta de Corpoblado.

Piden seguridad y control

En la primera intervención de la comunidad, Mauricio Castaño, residente del Edificio Montecarlo de La Frontera expresó la inquietud colectiva con respecto al Parque Lineal. “Tenemos una plaza de vicio en el parque”, aseguró. Además, denunció que recientemente “ha habido atracos y las parejas vienen a hacer el amor ahí”.

La comunidad manifestó que constantemente se consume marihuana y cocaína en el lugar. Todos los asistentes expresaron, además, que son los mismos habitantes de El Poblado los que van a hacer todas estas actividades al sitio. Pidieron mayor control y presencia de la Policía, con la que dicen que hasta el momento han tenido “ciertas diferencias”, ya que “al principio venían con renuencia”, según comentó Castaño.

parquelineal1

“No vamos a dejar que el sector se nos dañe, que se nos desvaloricen los apartamentos, ni que corra riesgo nuestras vidas”, aseguró Mauricio Castaño, quien, en representación de los vecinos, propuso la instalación de una cámara, el cerramiento de la entrada al parque y la señalización de “prohibido parquear”, con uso exclusivo para personas en situación de discapacidad, en las celdas donde se ubican los vehículos de los asistentes al parque que están generando incomodidad a los propietarios.

Por su cuenta, Carmenza Álvarez Díaz, propietaria de Montecarlo de la Frontera, recordó la existencia de un manual de convivencia del parque, construido entre la municipalidad y los vecinos, antes de su construcción. “Cuando se estaba construyendo el parque, se hizo una conciliación entre el vecindario y la alcaldía”, afirmó Álvarez, quien hizo un llamado a que se cumplan las condiciones pactadas.

Finalmente, Carlos Sánchez, también habitante de Montecarlo de la Frontera, manifestó que “es increíble que nos estemos dejando ganar de los delincuentes. Les tenemos luz y celador a los viciosos”. Denunció que los expendedores de droga pasan gran parte en el día y que “parece que allá hay un cambuche y ahí lo tienen todo guardado”.

“El tema nos resulta complejo normativamente”

La primera representante del municipio en intervenir fue Clara Beatriz Castro, gerente territorial de las comunas 14 y 15, quien explicó la figura del Comité Local de Gobierno y los mecanismos de interacción, participación y solución de conflictos. Sobre la situación del parque, Castro comentó que es fundamental que las ciudadanías se tomen el espacio.

Posteriormente intervino Luisa Ospina, promotora local de gobierno de El Poblado, quien respondió a las peticiones de la comunidad. Con respecto a poner una puerta en la entrada del parque comentó que “le quitaría su naturaleza al parque”. Por otro lado, en lo referente a los parqueaderos, dijo que se solicitaría un estudio técnico a la Secretaría de Movilidad “para ver si es viable o no”.

parquelineal3

Asimismo, aseguró que se realizarán operativos aleatorios de control en el parque y se programarán actividades recreativas, deportivas y culturales para que la comunidad se apropie del espacio.

En última instancia hizo su intervención el mayor José Andrés Pulido, comandante de la Policía de El Poblado, quien afirmó que “siempre hay algo por hacer”, pero que “el tema nos resulta complejo normativamente. Sin querer ser una justificación, la norma nos limita muchísimo”.

Manifestó que “yo sería el primero que los metería en un camión y los dejaría en la inspección un fin de semana”. Sin embargo, denunció maltrato de algunos residentes del sector a la Policía. “A muchos les parecen malos los controles”, comentó Pulido, quien pidió más apoyo de la comunidad y una sola postura general para saber cómo proceder frente al problema.