Soluciones para el colegio Santa Catalina

 
 
     
 

.Los compromisos de Empresas Públicas
Según Antonio Mejía, ingeniero de Empresas Públicas, esa entidad se compromete a estabilizar el talud desmoronado y a hacer la relocalización del colector de La Escopetería en el sector del colegio Santa Catalina. “Del colegio para arriba, en el sector residencial ya se empezó con la televisación, el diagnóstico y la variación del colector para sacarlo por la 1Sur, durante el primer semestre de 2007”, aseguró Mejía.

¿Se puede garantizar la seguridad?
“La parte donde se va a construir la nueva edificación queda muy adentro de la zona donde ocurrió el derrumbe. No obstante, se están adelantando estudios geotécnicos más amplios que indiquen hasta qué profundidad se instalan las fundaciones para que el edificio garantice estabilidad y sea seguro como centro educativo”, explica Humberto Castrillón, Jefe de Infraestructura de la Secretaría de Educación.

¿Qué pasará con los niños?
En la actualidad los 176 niños trasladados de Santa Catalina, están estudiando en la sede comunal de El Garabato en dos jornadas. Los padres de familia decidieron no trasladarlos a la institución Jesús Restrepo Villa de San Lucas, como inicialmente propuso la Secretaría de Educación, por los altos costos de transporte y los problemas logísticos al movilizar a los niños. 

“Estamos esperando el presupuesto para que se hagan las divisiones de los salones de la sede comunal, aunque seguirá afectando las clases con el ruido. Los niños están estudiando estrechos; dos grupos en un solo salón. Las condiciones sanitarias son aceptables pero reducidas; solo hay 4 baños. Ya se instaló el restaurante escolar, pero faltan el teléfono, ventiladores, cortinas y elementos de dotación para dictar las clases, que se esperan en las próximas semanas. Sin embargo, continuaremos en El Garabato de manera indefinida para presionar a las entidades encargadas de la construcción de Santa Catalina para que cumplan sus compromisos y agilicen su labor”, comenta Alba Gutiérrez, representante de los padres de familia.
Finalmente, las entidades del Municipio y los líderes acordaron hacer una reunión con la comunidad el 16 de febrero en Los Parra para socializar estos compromisos y resolver los problemas de este sector durante el primer semestre de 2007.