Sin parqueadero y sin autoridad

“En la carrera 36, entre las calle 11 y 10, las cosas cada vez están peores. Con la llegada al sector de bares como Lussac en el Park 10, bares y restaurantes como Condesa, El Codo y Mano Calamita, sumados a los que ya existían allí, la zona se volvió ruidosa e intransitable. Los negocios no proveen parqueadero y los clientes creen que pueden parquear donde quieran, sobre la 36, por ejemplo, y que el resto de los ciudadanos nos tenemos que aguantar. ¿Cuál es más tranquilo y conchudo: el negociante, el conductor o las autoridades que deben poner orden?”. La queja la envía Clemencia Villa, habitante del sector.