Sin conciliación

Metroplús y Túnel Verde
Sin conciliación
Ahora son los habitantes de El Poblado los que piden claridad sobre los diseños de la intervención desde La Frontera hacia La Aguacatala


Metroplús S.A. y la Alcaldía de Envigado anunciaron la suspensión temporal de la obra, “dado que a la fecha se agotaron los frentes de trabajo”

Luego de que Metroplús y la Alcaldía de Envigado no pudieran llegar a un acuerdo con los ciudadanos que interpusieron la acción popular para evitar la tala del llamado Túnel Verde, ahora el proceso entra en etapa probatoria.

El magistrado del Tribunal Administrativo de Antioquia, Jorge Iván Duque, quien decretó como medida cautelar la suspensión de las talas en el Tramo 2B de Envigado, sobre la carrera 43 A, entre las calles 29 A Sur y 21 Sur, tendrá la última palabra y dictaminará si esta obra continúa o no.

Según la comunicación de Metroplús S.A., en la audiencia de conciliación la entidad presentó fórmulas de arreglo como la reducción de las talas de 172 a 95 y la ratificación de una reposición mayor, aumentando de 15 a 20 árboles nuevos por cada uno que se tale (un total de 2.000 árboles).

Los ciudadanos, por su parte, se mantuvieron firmes en su decisión. Camilo Quintero, abogado del colectivo Pro Túnel Verde, precisó que esta posición no se da por estar en contra del sistema de transporte como tal, sino por la manera como se pretende hacer esta intervención. “A pesar de todo, seguimos abiertos a la concertación”, indicó.

José Fernando Álvarez, quien hace parte de la Mesa Ambiental de El Poblado, aprovechó para pedir de nuevo a Metroplús que le entregue a la comunidad los diseños de las intervenciones que se tienen planeadas en el tramo entre La Frontera y La Aguacatala (por la Avenida El Poblado). “Hasta el momento tenemos unos diseños entre la 18 C Sur (La Frontera) y la 16 Sur (El Campestre), los cuales logramos obtener por medio de derecho de petición”, dijo.

Según la advertencia de Álvarez, lo que no quieren es que se saque a proceso licitatorio ninguna obra que no esté plenamente concertada con la comunidad.

A la discusión se suman los habitantes de la urbanización Bosques de La Aguacatala, quienes denunciaron unas intervenciones que se estaban haciendo para la habilitación de una bahía de buses alimentadores. Según ellos, esta zona, que los conecta con el intercambio vial de La Aguacatala, es una compensación recibida por obras como la vía Distribuidora y piden, por tanto, que no sea intervenida.