Paro camionero sacudió el bolsillo de todos

Piña a 2.700 pesos, banano a 1.300 pesos, manzana hasta 4.474 pesos, azúcar y arroz restringidos, legumbres deterioradas, el panorama del paro en la canasta del mercado
Fotos Juan David Caicedo
Los 45 días que cumplió el paro camionero y el acuerdo definitivo logrado en la madrugada de este viernes, se sientió en el bolsillo de los consumidores y de los distribuidores por el desabastecimiento.

Si bien en en días anteriores el ministro de Defensa, Luis Carlos Villegas, reportó un aumento del 35% en el abastecimiento, es notorio el impacto en Medellín, como lo evidencia Doria Cano Gaviria, supervisora de Euro Mayorista: “No tenemos panela y muy poca azúcar, debimos implementar una venta restringida, solo vendemos un máximo de tres paquetes de azúcar”.

Otro de los afectados es El Olímpico, de la Mayorista. Según el supervisor de ventas, José Luis Chavarría, hay una escasez general de los productos de la canasta familiar, “un desabastecimiento como nunca antes había visto”, a tal punto que han restringido la venta de azúcar, venden dos unidades por cliente; y el arroz, solo de a cinco libras.

El Sistema de información de precios y abastecimiento del sector agropecuario señalan aumentos en las frutas frescas como la piña, que en la Mayorista vale 2.700 pesos la unidad -casi el doble del precio en Cali-; el banano, que en Medellín ha llegado a un máximo de 1.300 pesos, y la manzana, que ha oscilado entre 4.211 y 4.474 pesos la unidad.

José Luis Chavarría expresó que los casos más graves del mercado son el azúcar, que pasó de 2.200 a 4.000 pesos el kilo; la papa capira, a 1.670 pesos cuando tiene un precio promedio de 1.200; y la granadilla, que pasó de 4.231 a 6.500.
Libia Revelo, cliente de Carulla, señala los efectos en la legumbre: “Llega deteriorada por culpa del transporte”, dijo.

El bolsillo de los distribuidores también se ha visto afectado. Es el caso de John Darío Vásquez, de la distribuidora de cítricos Willy, quien debido al paro camionero del 2013 tuvo pérdidas de alrededor 79 millones de pesos, y asegura que las de este año serán mayores debido a que tiene un gasto por flete de 1.800.000, cuando antes del paro tenía un precio base de 500.000.

Según las autoridades gubernamentales, se prevé una pérdida general cercana a los 700 mil millones de pesos.