Que pongan un policía

  Así lo considera Paula Cubillos, quien manifiesta que “es misión casi imposible pasar esta vía, y cuando bajan a tanta velocidad por poco se montan al andén al intentar dar la curva”. Para ilustrar su inquietud, adjunta la fotografía de un accidente reciente de dos policías motorizados “a quienes la tangente de la curva los sacó de la vía”. Para evitar más situaciones como esta, solicita a las autoridades municipales ubicar un resalto que controle la velocidad de quienes toman la oreja del puente. Consultado sobre el tema, el Subsecretario Técnico de la Secretaría de Tránsito, Juan Fernando Franco, anuncia que se revisará el comportamiento de la accidentalidad en este sitio y se realizará una visita técnica, “para analizar soluciones que permitan garantizar mayor seguridad a las personas que usualmente se movilizan por el sector”. Por lo pronto, invita a los conductores a cuidar su propia vida y la de los demás, “y recordamos que las especificaciones técnicas del sector requieren mayor prudencia para evitar accidentes”.