Proyecto de edificio hace ajustes a sus parqueaderos

“Hay que aclarar que nosotros no nos oponemos a que el lote sea urbanizado, pero sí a estos parqueaderos porque traerán consecuencias perjudiciales a quienes habitamos el sector, pues antes de que fuera zona comercial, es zona residencial y hotelera”, afirman los administradores de los conjuntos residenciales. Sin embargo, La Curaduría Primera aclara que esta zona es considerada por el Plan de Ordenamiento Territorial como una zona de uso mixto donde es permitido construcciones de tipo comercial como residencial.

Contaminación e intranquilidad

Los residentes insisten en los perjuicios que los parqueaderos del proyecto les causarían en su salud y bienestar. Argumentan que se incrementaría el nivel de contaminación de gases y de ruido producidos por los vehículos y la iluminación de los autos en horas nocturnas afectaría su tranquilidad.

Por su parte, Andrés Montoya, arquitecto del proyecto aclara que han hecho ajustes en los diseños para no afectar a los residentes. “Los parqueaderos del edificio estarán cerrados en los tres muros que lindan con los conjuntos residenciales. Solo tendrán un vano de 30 ó 40 centímetros para entrada de iluminación y la única persiana será hacia la calle 6Sur. El ruido se controlará con vidrios cerrados y para los gases emitidos por los vehículos instalaremos un sistema de extracción”.

Cumplen con los requisitos

Adriana Mesa, arquitecta de la Curaduría Primera, afirma que “el proyecto ya está radicado, cumple con los requisitos que las normas determinan. Todavía no tienen licencia porque está en un proceso de revisión por parte de Planeación y depende de unos ajustes y trámites recomendados por la Administración Municipal”.

Así mismo, otros aspectos como control de ruido y emisión de gases son competencia del Área Metropolitana y de las vías, la Secretaría de Tránsito; pero como son entidades de control y vigilancia, solo pueden intervenir y sancionar cuando haya una trasgresión de las normas.

El puente

Sobre el puente vehicular de la calle 6Sur, que conectaría al Edificio con el Centro Comercial Oviedo, Planeación, en una comunicación de abril de 2006, emitió un concepto favorable, y recomendó “un tratamiento a las fachadas para el manejo de los impactos que las luces de los vehículos pueden ocasionar”. Al respecto, el arquitecto Andrés Montoya, asegura que “para generar el menor impacto visual posible el puente estará cubierto de vidrio sobre una estructura de concreto y acero, a una altura de 6 metros”. Por su parte, Beatriz Vélez, administradora del Centro Comercial Oviedo, aclara que “los promotores del proyecto elevaron las respectivas consultas ante la Administración Municipal para determinar el costo que el Centro Comercial debe pagar por utilizar el espacio público aéreo por el puente de enlace con Villa Castín, pero hasta el momento no hay un pronunciamiento oficial. Sin embargo, aunque Oviedo no tiene participación en el proyecto, sí está interesado en mejorar la oferta de parqueaderos”.

Así mismo, para evitar situaciones que vayan en contravía del bienestar de la comunidad, “Planeación recomendó al proyecto estudios de movilidad, conexión vehicular, disponer de varias opciones de acceso, que se de continuidad al acceso peatonal (andén), el cumplimiento de unas exigencias en el manejo del espacio público y un tratamiento paisajístico que evite conflictos de transporte en la calle 6 Sur, los cuales están en trámite”, explica la arquitecta Adriana Mesa.

No es solo un edificio de parqueaderos

Para aclararle a la comunidad las características del proyecto, al comienzo del año se citó a los residentes del sector. Según explica Adriana Mesa, arquitecta de la Curaduría Primera: “El proyecto es una torre con oficinas, que para el cumplimiento de la norma tiene algunos parqueaderos, con varios niveles para el servicio del Centro Comercial Oviedo. Sin embargo, los diseños se han ido ajustando, con un tratamiento a la construcción en temas como las fachadas, los accesos vehiculares y parqueaderos para no generar un impacto negativo en los residentes de la zona”.

Así mismo, el arquitecto Montoya, aclara que el proyecto es un edificio de uso mixto, de 16 pisos, que solo tendrá parqueaderos en los 3 pisos del sótano y entre los pisos segundo y quinto, los cuales estarán conectados al Centro Comercial Oviedo por el puente. Los demás pisos serán oficinas y locales de uso comercial. La firma constructora espera que entre noviembre y diciembre esté dando inicio a la obra, y terminando en un plazo de 15 a 18 meses.


Foro: En las ciudades el espacio es un bien escaso, y nos toca, casi siempre, tener todo tipo de construcciones al frente.

¿Qué no le gustaría ver al asomarse a su ventana?

¿Dónde, entonces, deben ubicarse esa clase de sitios?

Click aquí para participar en el foro Vencinos no deseados