Pastel de papas

pastel de papas / Restaurante Malevo
pastel de papas

El pastel de papas se puede presentar en cazuelas individuales (como las que se usan para el sancocho), o bien en una asadera alta de loza o acero inoxidable

Pastel de papas

( Receta del Restaurante Malevo para 6 porciones abundantes)

Ingredientes

  • 1 kilogramo de solomo extranjero o huevo de aldana (carne de res).
  • 200 gramos de champiñones.
  • 1 kilogramo de cebolla blanca o la que guste.
  • 20 gramos de hongos secos de pino (opcional).
  • 20 gramos de uvas pasas, negras sin semilla.
  • 1 cucharadita de comino.
  • 2 cucharaditas de paprika.
  • Sal.
  • 1 kilogramo de papas.
  • 200 miligramos de leche.
  • 2 cucharadas de mantequilla.

Preparación

En primer lugar, picar la cebolla en rodajas gruesas y ponerla a rehogar.
Cortar la carne en cubos pequeños (dados de 3 x 3 cms), dorar en una sartén y colocar en la olla junto a las cebollas rehogadas.

Agregar una taza de agua o caldo de costilla, los hongos de pino, los champiñones previamente dorados y las especias (paprika y comino). Salar un poquito, no todo de golpe, pues en cocciones prolongadas tiende a potenciarse la salazón.

Cocinar con la olla tapada durante aproximadamente dos horas, o hasta que la carne esté tierna, las cebollas se deshagan y se hayan convertido en una salsita.

Cuidar continuamente que la preparación no se seque y agregar agua si es necesario.
Poner a hervir las papas con abundante agua y hacer un puré con leche y mantequilla.

Armado

Poner de base la carne y por encima el puré, en parte iguales. Llevar al horno hasta que esté bien caliente. Antes de servir, espolvorear con azúcar y canela en polvo.

Otra opción, para las personas a las que no les agrada el sabor agridulce, es espolvorearlo con queso parmesano o mozzarella, y gratinarlo. Acompañar el pastel con una ensalada fresca.

Secreto

Para dorar bien la carne, se debe poner poca cantidad en la sartén y no moverla. Al principio tiende a soltar agua y a hervir un poco, pero luego de un momento empieza a caramelizarse y a tornarse dorada. A partir de ese momento podemos comenzar a mover la carne y dorarla de forma uniforme, salando antes de sacarla.

Ese sabor será el gusto predominante en nuestro pastel.