Otra clínica en El Poblado

Los procesos de transformación de los barrios de El Poblado no se detienen. En esta ocasión es Santa María de Los Ángeles, que aun es bastante residencial, el que verá cómo una de sus viviendas será transformada para otro uso, en este caso una clínica destinada a procedimientos ambulatorios, es decir que no implican la hospitalización del paciente.

La Curaduría Segunda estudia la licencia de construcción pedida por la Sociedad Clínica El Campestre, trámite que en este momento se encuentra en una fase bastante adelantada. Solo están pendientes los pagos que deben hacer los constructores a la Curaduría y al Municipio, pues los vecinos ya firmaron, la Curaduría conceptuó que el uso que se le piensa dar es permitido y cumple con los requisitos de parqueo.

El proyecto en estudio plantea la construcción de dos quirófanos, varios consultorios, camillas para la recuperación de los pacientes y 29 celdas de parqueo. Ángela Úsuga, arquitecta de la Curaduría encargada del trámite, afirma que este número de estacionamientos es suficiente para cumplir con las normas de Planeación. La propuesta se dirige solo a reformas internas, pero la fachada no se alterará. Lo que sí está previsto es una adición de 300 metros cuadrados al área construida actualmente.

Si bien el funcionamiento de clínicas y hospitales en zonas residenciales está autorizado por el Plan de Ordenamiento Territorial, desde el Plan de El Poblado, se han emitido conceptos desfavorables a este uso. La razón es que los consultorios y clínicas tienen una rotación constante de personas que acuden a citas médicas, lo que implica muchos carros entrando y saliendo y más congestión para las vías.