Opinión acerca del Plan de Arborización Jorge Molina Moreno, de la Alcaldía de Alonso Salazar

 
 Opinión acerca del Plan de Arborización Jorge Molina Moreno, de la Alcaldía de Alonso Salazar 
   
 Faltan 3 elementos básicos para que estos plantes tengan éxito en el mediano y largo plazo 
   
 

Por Gloria Patricia Molina Villegas
Al leer este plan y desde la perspectiva de un amplio conocimiento de la flora urbana del Valle de Aburrá y del impulso y desarrollo generado por las sucesivas Alcaldías Cívicas de Zonas Verdes durante 15 años, lideradas por JMM y equipos de trabajo del Vivero Municipal, capacitados y comprometidos con el tema de la silvicultura urbana, y la importante decisión y ejecuciones del Alcalde Fajardo a este tema, se pone en evidencia la buena intención del nuevo Alcalde al querer incrementar las zonas verdes y la siembra de árboles y jardines en la ciudad, pero faltan 3 elementos básicos para que estos plantes tengan éxito en el mediano y largo plazo, que debe ser el propósito de este tipo de programas para seres vivos como los árboles y las plantas, que evolucionan con el tiempo y requieren de cuidados mínimos para su adecuado desarrollo y salud.

 
   
 
 
   
 

A mi criterio, estos elementos son:
1. Planeación y ejecución oportuna: Partamos de la base de que la Secretaría del Medio Ambiente, Metro Río, el Vivero Municipal y el Área Metropolitana, cuentan con suficiente conocimiento de la arborización actual de la ciudad y sus necesidades, y con los profesionales idóneos para estructurar sus planes, pero la experiencia viene mostrando que las buenas intenciones del Alcalde y los proyectos importantes que se plantean, se atrasan, se diluyen y van perdiendo su perspectiva en los trámites burocráticos de los contratos y las interventorías blandas, lo que lleva a que las obras no se ejecuten en forma oportuna y sucedan situaciones como, por ejemplo, la caída de árboles sobre personas que mueren, porque “…en Medellín no se ha iniciado el proceso de tala porque no se ha firmado el convenio que tiene un costo de 400 millones de pesos…” (El Colombiano, a la fecha) para la tala de árboles potencialmente peligrosos en zonas públicas, que ya están identificados y ubicados geográficamente.

2. El mantenimiento de árboles y zonas verdes ya establecidas: Este es un aspecto crítico, porque como cada alcalde de turno establece sus prioridades de trabajo, muchas veces los presupuestos para estos mantenimientos no alcanzan para cubrir todas las necesidades de seres vivos como árboles y plantas, ya que no los consideran una prioridad, frente a problemas tan importantes como vivienda, salud, educación, y se dejan en un plano más secundario, sabiendo que son básicos para la salud ambiental de la ciudad y, que en la medida que se incrementen con la implementación de nuevos parques y la siembra de un número considerable de árboles, cada vez se requerirá muchísimo más dinero para cubrir este rubro.

3. El aspecto más, pero más importante de todos, es la educación ciudadana en el respeto y la importancia que implica la presencia de árboles y plantas en las zonas urbanas, para que los disfruten, conozcan, los cuiden, no los dañen, no se los roben y en zonas de límites urbanos de las montañas, donde se planea sembrar 100.000 árboles, estos no sean utilizados como leña y madera para la construcción de tugurios, proporcionando a la población que allí se asienta, alternativas diferentes de vivienda. Además, en estas zonas, como en los cerros tutelares, se requiere la instalación de sistemas efectivos contra incendios, que con tanta frecuencia se han presentado históricamente durante los veranos prolongados de esta ciudad y otras muchas.

Alcalde Salazar: usted tiene con qué, no deje que la burocracia devore sus programas.

 
   
 
La solución también está en sus manos

La mano del hombre ha superado la capacidad de la naturaleza y ella responde multiplicando los desastres. En Colombia el caos ambiental llegó a niveles dramáticos. En muchos casos los daños son irreversibles, es el momento entonces de reconocer el compromiso de cada uno y con pequeñas acciones convertirnos en verdaderos amigos del planeta. Todavía estamos a tiempo.
La Agenda del Mar 2008 la dedicamos a los problemas ambientales y a invitarle a ser parte de la solución. Una edición muy especial para el Planeta Tierra en el momento que necesita la ayuda de todos. Encuéntrela en los almacenes de cadena, centros de buceo y librerías de todo el país.
comunicaciones@agendadelmar.com / www.agendadelmar.com