No a los resonadores

El Secretario propuso nombrar una comisión accidental del Concejo para que dispusiera la eliminación de los resonadores. Una de esas comisiones los propuso hace dos años.

Otra de las alternativas que han considerado es la presentación de un derecho de petición dirigido al Alcalde en el que solicitarán que se eliminen los resonadores por causar daños en los carros y por no ser efectivos para disminuir la velocidad.

Las obras, que se ejecutaron en el 2003, costaron cerca de 70 millones de pesos.