Lucía Correa de Posada

Lucía Correa de Posada
La hacedora de muñecos.

Desde que tiene uso de razón, recuerda Lucía Correa de Posada, la costura ha sido parte vital de su existencia, tal vez por eso el visitar su casa y taller en la Loma de Las Brujas es una experiencia tan mágica y única, pues en cada uno de los rincones, estantes y paredes puede palparse la obra de toda una vida: sus bellas colchas, bolsos y particularmente sus famosos muñecos de trapo, aquellos que aún fabrica diariamente con ayuda de su hija Adriana.
Su gran manejo del color y sus innovadores diseños para los que con frecuencia utiliza materiales insólitos como ramas, semillas, hojas y otros materiales reciclados de la naturaleza, han posibilitado su participación en exposiciones como la del Salón Bat de Arte Popular en 2007 y que muchos consideren sus muñecos como obras de arte. Retratada por Carlos Tobón en 2005.