“La U del siglo 21”

“La U del siglo 21”
La Universidad de Antioquia, uno de los centros académicos más importantes del país, construye en Oriente una gran ciudadela universitaria

“En Oriente estamos construyendo la universidad del futuro. Si el Alma Mater, de la sede de Medellín, fue la universidad del siglo 20, el campus universitario que se erige en el Carmen de Viboral es la del siglo 21”, afirma orgulloso John Jairo Arboleda, director de Regionalización de la Universidad de Antioquia.
En un predio de 19 hectáreas, al lado de la actual sede Oriente de la Universidad de Antioquia, se construye un campus que contará con edificios de docencia, biblioteca, edificio administrativo, teatro, edificio de posgrados e investigación, coliseo y zonas deportivas, espacio público y zona de parqueo, con una inversión cercana a los 153 mil millones de pesos. Allí, según las estimaciones de las directivas universitarias, se espera albergar a cerca de 15 mil estudiantes, una cobertura similar a la que hay actualmente en la ciudadela de Medellín.

El megaproyecto se divide en tres etapas. Actualmente, la primera fase de la obra, con un área construida de 8.188 metros cuadrados, va en un 75 por ciento de ejecución. Se estima que será entregada en noviembre con una capacidad para cinco mil estudiantes. Esta fase incluye la construcción de un edificio de tres pisos con 22 aulas, seis salas de cómputo, seis zonas de estudio, cuatro salones de reuniones, biblioteca y auditorio.
“Esta será una sede más campestre, con mucho contacto con zonas verdes y con agua, con más metros cuadrados por estudiante. Tendrá un soporte académico de la más alta calidad, con profesores nombrados de planta, centros y proyectos de investigación, sobre todo en áreas de la salud, pues también tenemos la posibilidad de contar con la Fundación-Hospital San Vicente de Rionegro”, afirma John Jairo Arboleda. Este añade que, según los registros de matrícula, para el primer semestre de 2012 se matricularon en la seccional Oriente 1.011 estudiantes, pertenecientes a 16 municipios como Rionegro, La Ceja, Carmen de Viboral y Guarne, entre otros.

En el Oriente la Universidad de Antioquia comenzó su vínculo académico en 1993, con el programa Una Nueva Iniciativa –UNI–, un convenio con la Fundación Kellogg y los hospitales de la región, para fortalecer el área de la salud. Luego, en 1998, se inauguró la sede en Rionegro, donde fueron creados dos programas de posgrado. Dos años después, tras evaluar la proyección y el rápido crecimiento en demanda estudiantil, el Ministerio de Educación le otorgó el carácter de seccional. En 2004, cuando la sede de Rionegro alcanzó su máxima ocupación, fue trasladada a la sede campestre del Carmen de Viboral, donde actualmente se construye la ampliación de la ciudadela.
“Estamos convencidos de la importancia que tiene el Oriente cercano, no solo para la Universidad sino para todo el departamento de Antioquia. Después del Valle de Aburrá, el de San Nicolás es el de más desarrollo en la región, por eso estamos respondiendo a una necesidad de crecimiento. La demanda de estudiantes para el Oriente se hace cada vez más grande”, dice Arboleda.
Según sus directivas, la ampliación de la ciudadela universitaria corresponde al desarrollo de la subregión Oriente y a la vocación de la zona. Aseguran que debido a esto uno de sus fuertes es la oferta de nuevas carreras profesionales como son los pregrados en ingeniería urbana, ingeniería aeroespacial y astronomía, entre otras. Además, la oferta incluye programas de postgrado como las maestrías en educación y en salud colectiva, y especializaciones en derecho y gestión ambiental.
La Universidad de Antioquia, con 11 seccionales en las distintas subregiones del departamento, recibió el año pasado la distinción a la mejor experiencia de regionalización, en los premios “Los Mejores en Educación 2011”, entregados por el Ministerio de Educación. Su programa fue evaluado junto a los de otras universidades del país como la Universidad del Valle, la Universidad de Caldas y la Universidad Cooperativa de Colombia.