La Policía quiere estar más cerca de la comunidad

 
 
   
 
Desde que la Policía implementó el modelo de vigilancia comunitaria, esto permitió detectar los aciertos y desaciertos del servicio policial, reforzado con frentes de seguridad y redes de cooperantes. Sin embargo, hacía falta que los patrulleros y policías en general, conocieran a fondo los diversos problemas en las áreas que cubrían, y que cada una de ellas manejaba su propio comportamiento.
Por esa necesidad y por orden de la Policía Nacional, para el próximo año cada Estación de Policía debe llegar al 50% de implementación del plan cuadrantes, para tenerlo consolidado en su totalidad en los años 2013 y 2014.
“Vigilancia comunitaria adiciona algo que no se estaba haciendo y es la prevención. Nosotros pensábamos que prevenir era estar simplemente parados en un lugar, ahora a través de campañas educamos a la ciudadanía para evitar el delito. No sólo es estar patrullando, buscando al delincuente y esperando a que robe, es mejor prevenir que esperar que ocurra, sin dejar de lado la disuasión y la efectiva reacción”, dijo el subintendente Montoya, de la Estación de Policía de El Poblado.

¿Cómo funciona el plan cuadrantes?
Lo primero fue el diagnóstico, establecer áreas y hacer cuadrantes de acuerdo con variables como densidad de población, desarrollo urbano, actividad socioeconómica predominante, topografía, problemática de convivencia y seguridad. Se asigna una patrulla de barrio a cada cuadrante, conformada por 2 policías armados.
El diagnóstico se complementa conociendo en detalle el cuadrante, captando información a través de un censo poblacional para hacer el perfil de los habitantes, y que la comunidad conozca sus policías. Luego, identifican factores de riesgo, contactan a las autoridades con injerencia en el cuadrante, a los líderes de la zona y a las organizaciones cívicas.
Con la información obtenida, cada patrulla de barrio desarrolla un plan de trabajo para su cuadrante, el cual debe ser ejecutado y será periódicamente evaluado por el Comandante de la Estación.

En El Poblado

La Aguacatala, Santa María de Los Ángeles, Alejandría, Los Balsos, El Castillo, El Diamante, San Lucas, Los Naranjos, parte de El Tesoro y de Patio Bonito, son puntos que poco a poco la Policía ha comenzado a intervenir con la nueva modalidad. “Con esto hemos abarcado el 30% que se tiene previsto para este año. Ya tenemos un plan de trabajo en ejecución desde el 1 de julio y hasta finalizar el año, después de haber hecho el análisis de la problemática de los sectores; estamos trabajando para disminuir o eliminar el problema de contravención y delictivo”, agregó Montoya.
Finalmente, convocan a la ciudadanía y a las instituciones para que conozcan el plan y se comprometan, a ayudar en el combate a la delincuencia.

Precauciones para la Feria de las Flores
La Policía invita a disfrutarla, sin olvidar recomendaciones que aunque parecen obvias, no sobra recordarlas para evitar los llamados guayabos morales.
Algunas incluidas en un volante que la Policía ya comenzó a distribuir en El Poblado son: Revisar puertas y ventanas al salir de las residencias, no permitir el ingreso de personas extrañas, prohibir a los hijos y empleadas que entreguen dinero y joyas a desconocidos, solicitar apoyo a la Policía al retirar grandes cantidades de dinero, no dejar los vehículos en zonas desprotegidas.
La invitación también incluye el control del consumo del alcohol, y recordar los números de emergencia 112 y 123.