¡Más apoyo, más apoyo!

 
 
   
 
El Colegio Palermo de San José tiene en el porrrismo, un espacio en constante crecimiento, gracias a contar con grupos en categorías preinfantil, infantil, junior y juvenil. Las niñas de la categoría junior en modalidad dance pom pom, estuvieron participando en Estados Unidos en el torneo AmeriDance, donde obtuvieron el tercer puesto, en un lugar soñado, Disney World. Es la tercera vez que participan en un torneo internacional, la primera salida fue a Ecuador en 2003, campeonato latinoamericano donde obtuvieron el primer puesto y la segunda en 2007 en Estados Unidos, ocupando el cuarto puesto.
El 15 de mayo la categoría juvenil viajará a Puerto Vallarta en México, a un torneo organizado por la Confederación Olímpica de Porristas de ese país, la participación en este torneo fue gracias a haber obtenido el subcampeonato nacional.

Sensaciones
A la llegada del torneo AmeriDance, Wilson Arcila, entrenador y coreógrafo de las porristas del Colegio Palermo de San José, dice tener dos sensaciones. “Muy felices, muy satisfechos estamos por haber ocupado el tercer puesto al frente de países tan relevantes en el tema como Estados Unidos, Venezuela, e Inglaterra, pero a la vez un sentimiento de impotencia al ver los equipos americanos, pues me atrevo a decir que es imposible que un equipo colegial de aquí le gane a un equipo colegial de Estados Unidos, incluso organizando a las mismas bailarinas del Ballet Folklórico de Antioquia.”

Huellas
Materia prima hay y de sobra, asegura Arcila, “falta es ir creciendo paso a paso, encontrar mejores condiciones, rodearse de personas y organizaciones que le den una mano al porrismo, un deporte que no es solo niñas haciendo barra a equis o ye equipo profesional, sino que es un deporte y hay que ir trabajando en su cultura, y para nosotros ser pioneros de este mensaje deportivo, es de gran alegría y satisfacción, y en ese sentido le doy las gracias a Vivir en El Poblado, por estar siempre cerca en el proceso, que hoy no en vano acaba de conseguir un muy buen puesto a nivel colegial en un país que es La Meca del porrismo.”
Camila Junca Vasseur, una de las niñas que estuvo en Estados Unidos, y que desde hace 4 años practica el deporte, asegura que le gusta porque es un espacio para sentirse bien, obtener disciplina y conocer mejor a sus compañeras. “Deseo seguir siendo porrista y quiero que este deporte crezca más.”