¿Las montañas seguirán sin autopistas?


Por: Juan Carlos Vélez Uribe

Otra vez el tema de las Autopistas de la Montaña vuelve a ser controversia. Todo debido al replanteamiento que se ha hecho de su costo, pues se había calculado inicialmente en seis billones de pesos y hoy se asumiría un valor de doce billones.
Es decir, cuando ISA termina los estudios definitivos del proyecto nos llevamos una desagradable sorpresa. Esta se presenta cuando el Director del INCO (Instituto de Concesiones) sale a los medios de comunicación a decir que prácticamente la ilusión de los antioqueños de lograr una plena conectividad vial, y por ende mejorar las condiciones de competitividad de nuestra región, no se va concretar, en razón a que el Gobierno Nacional no cuenta con los recursos para lograr este propósito.
¡Qué tristeza! Esta mediterraneidad en la que se encuentra nuestro Valle del Aburrá y la lejanía con los puertos principales del país, definitivamente nos irá conduciendo poco a poco si no logramos conectarnos con el mundo, pues hoy un contenedor cuesta más enviarlo de Medellín a Cartagena que desde ese puerto hasta China. Si no logramos mejorar las condiciones de conectividad del Departamento con unas dobles calzadas que nos acerquen a los puertos y a los grandes centros de consumo del país, el futuro de Antioquia no sería el más claro.
Para hacer estas importantes vías debemos hacer unos compromisos de la región consigo misma y con el país. Los recursos tienen que aparecer, pues de los seis billones que costaba inicialmente el proyecto; uno lo ponía la región (400.000 millones el municipio de Medellín y 600.000 millones el Departamento de Antioquia), otro billón la Nación y los cuatro restantes Interconexión Eléctrica S.A. (ISA). Hoy no tenemos claridad de donde van a salir los otros seis billones, atendiendo a que la Nación, ya nos notificó a los antioqueños que no había dinero.
Creo que debemos pensar en soluciones definitivas y oportunas para conseguir los recursos faltantes para este proyecto. El Gobernador propuso que de los ingresos que presupuestamos va a recibir el departamento al momento de entrar en vigencia la nueva reforma constitucional de regalías, apropiemos 300.000 millones al año para este propósito.
Válida la propuesta, pero a ciencia cierta aun no podemos decir a cuanto corresponderían las regalías que va a recibir el departamento. Por otra parte hemos sido claros que aprobaríamos la venta de otro 10% de Ecopetrol, si y sólo si, se asigne un monto muy importante y definitivo para completar los recursos de este proyecto. Tocaría a ISA también revisar cuanto más podría aportar, pero definitivamente no más aportes del departamento o del municipio porque ya hemos puesto más de lo requerido por la ley para los proyectos del Metroplús, la prolongación del Metro, los Cables y el tranvía de Ayacucho, además de la conexión vial de Oriente y del proyecto hidroeléctrico Pescadero-Ituango.
Antioquia y Medellín no pueden seguir cargando con el INRI del tren metropolitano, en el sentido que todavía en las otras regiones y en la capital, reclaman no más inversión para este departamento, porque a su modo de ver, con lo del Metro se le cumplió a Antioquia hasta el final de los siglos.
jcvelezsenador@hotmail.com
opinion@vivirenelpoblado.com