Gerencia de Seguridad quedó en veremos

  
   
 Un desencanto generalizado fue lo que quedó de la última reunión citada por el Comité Local de Gobierno de la Comuna 14, realizada el jueves 25 de noviembre en el auditorio de Panamericana y a la que asistieron autoridades civiles, de policía y representantes de diversos sectores de la comunidad. Se esperaba que allí se presentara por fin un plan de convivencia y seguridad para El Poblado, basado en las inquietudes y propuestas manifestadas a lo largo del año en diferentes encuentros con líderes sociales, organizaciones comunitarias y funcionarios de la Secretaría de Gobierno. Sin embargo, esto no ocurrió, así como tampoco se oficializó el cumplimiento de una promesa adquirida por la Secretaría de Gobierno en días pasados: la creación de una Gerencia de Seguridad para El Poblado. La cita se convirtió en un espacio informativo en el cual los asistentes debieron resignarse a oír durante tres horas los balances de ejecutorias de la Policía, de algunas dependencias de la Secretaría de Gobierno y de la Empresa de Seguridad Urbana, ESU.

Contexto
Tal y como lo informó Vivir en El Poblado en su edición 425 de la primera quincena de noviembre, el Secretario de Gobierno de Medellín, Juan Felipe Palau, anunció a la mesa de trabajo por la seguridad de la Comuna 14 la creación de una Gerencia de Seguridad para El Poblado, la cual se estaría oficializando a mediados de noviembre. En dicho encuentro también se dijo que se empezarían a recibir hojas de vida para seleccionar a la persona idónea para estar al frente de esa gerencia. La noticia se dio en reunión realizada el miércoles 27 de octubre en Oviedo y se ofreció como respuesta a la solicitud de la comunidad, preocupada por el incremento de la ola de hechos delincuenciales en El Poblado.
Como se recordará, tanto la creación de la mesa de trabajo por la seguridad como el pedido de una Gerencia de Seguridad surgieron en septiembre pasado, en una reunión con carácter de urgente adelantada en Torres de Alcalá, sobre la que informó Vivir en El Poblado (edición 423). El objetivo de esa convocatoria -a la que asistieron representantes de la Alcaldía, la Estación de Policía de El Poblado, residentes, comerciantes, empresarios y representantes de organizaciones cívicas y sociales de la Comuna 14- fue buscar soluciones a la creciente inseguridad y proponer acciones efectivas que empezaran a dar resultado a corto plazo.
En este contexto nació la idea de la Gerencia de Seguridad, para que se encargara de coordinar interinstitucionalmente todo lo relacionado con este tema, con la convivencia y la ejecución de las medidas para reducir a cero los actos delictivos en El Poblado y revertir el 10% de incremento que ha habido este año en atracos callejeros y en urbanizaciones.

Siguen las reuniones
Ahora resulta que, por el momento, la Gerencia de Seguridad para El Poblado está descartada, y ya hace parte de un abanico de tres alternativas que se debatirán en los próximos días en una nueva reunión a la que invitará el Comité Local de Gobierno. Según el titular de Gobierno, Juan Felipe Palau, la reversa en la decisión se debe a que “las mismas organizaciones que promovieron la idea de la gerencia me encargaron la necesidad de reenfocarla porque se había generado la impresión de que era un cargo burocrático. Por eso era conveniente crear espacios donde entre todos definamos cuál es el mejor modelo. Consideré prudente facilitar espacios más amplios para debatir el tema entre todos”.
Las tres alternativas que harán parte de la próxima discusión, serán: la primera, que la coordinación de las iniciativas de seguridad para El Poblado sigan en cabeza del Comité Local de Gobierno; la segunda, crear un Comité Local de Gobierno ampliado, donde también tengan asiento integrantes de otras secretarías de la Alcaldía y representantes de comerciantes y habitantes de la Comuna 14; y la tercera opción es la creación de la Gerencia de Seguridad. “En los próximos días llegaremos a un acuerdo”, asegura el Secretario de Gobierno. “Lo que sea más útil y convenga a la seguridad y convivencia de El Poblado será lo que apoyaremos como Alcaldía”.
El problema es que el tiempo corre, de lo que es consciente el mismo funcionario; esas dilaciones en la toma de decisiones generan desgaste y sensación de pérdida de tiempo pues no parecen tener un final. “Espero que terminando noviembre podamos decir que culminamos esta planeación estratégica porque no puede volverse un ejercicio eterno, no podemos desgastar a todo el mundo, hay que empezar a trabajar”.

Sabor agridulce
Para el Presidente de la Junta Administradora Local de El Poblado -Jal- Santiago Quintero, después de la reunión en Panamericana quedó un sabor agriculce. “De un lado es muy positivo que El Poblado sea tema primordial para la Secretaría de Gobierno, pero también quedó la percepción en la gente de que pudiéndose haber adelantado algo se quedó en lo plenamente informativo. El problema es que falta articulación”.
Por su parte, para Jorge Mejía Martínez, integrante de la mesa de seguridad, lo que pasó deja claro “que la seguridad en El Poblado está “poblada” de muy buenas intenciones y cada quien trata de aportar, pero no hay coordinación, no hay quien canalice lo que se ha propuesto”. Con respecto al fracaso temporal de la iniciativa para crear la Gerencia de Seguridad, manifestó que “falta convicción y decisión de la Secretaría de Gobierno, además de que esta no puede invertir ni puede ejecutar”.