“Esto lo estoy tocando mañana…”

…Dijo Johnny Carter, el saxofonista de El perseguidor, el cuento de Julio Cortazar, homenaje a Charlie Parker. Aunque lo dijo en un amague de juego con o contra el tiempo, es cierto que el instrumento creado por el belga Adolphe Sax a mediados del siglo diecinueve, tiene la fortuna de transportar a quienes lo escuchan y, sobre todo, a quienes lo tocan. El saxofón es un instrumento complejo que ha tenido reformas sustanciales para enriquecer su interpretación. A pesar de que inicialmente fue utilizado en bandas militares, pronto encontró lugar e intérpretes destacados en música clásica, jazz, funk o rock. “¿Cómo se puede pensar un cuarto de hora en minuto y medio?” se pregunta Johnny en otra parte del cuento… ¿Minuto y medio? Me digo, es lo que dura un cambio de luz en el semáforo de la esquina. Mientras se escucha un saxofón el tiempo pasa distinto…
Fotografía: Juan David Caicedo
Texto: Saúl Álvarez Lara