En El Tesoro, 1.500 niños dejaron su carta al Niño Dios

Cartas al Niño Dios en El Tesoro
En el estand de Cartas al Niño Dios en El Tesoro, los visitantes pueden elegir la misiva que más les llegue y cumplir el sueño de Navidad de un niño.

Desde hace 15 años el Parque Comercial El Tesoro abre sus puertas en diciembre a la campaña de la Fundación Soñar Despierto, gracias a la cual muchos pequeños reciben su regalo soñado y celebran la Navidad.

Por Claudia Arias Villegas / claudia.arias@vivirenelpoblado.com 

“Entre las cartas que teníamos había una en la que el niño le pedía al Niño Dios que le cambiara los sentimientos porque no se consideraba una buena persona”. La historia la comparte Camila Barón, estudiante de Eafit y voluntaria de la Fundación Soñar Despierto, que acompaña la campaña Cartas al Niño Dios en El Tesoro, que este año espera recoger regalos para 1.500 niños de Medellín y otras poblaciones.

Hasta el martes 4 de diciembre habían sido apadrinadas 831 cartas, la apuesta es que los visitantes lean las misivas y ayuden a cumplir el sueño de los pequeños: “amor, felicidad y armonía, que los niños no prendan pólvora y que no se agan (sic) daño…”, escribe Aldair Rentería Asprilla, de 12 años, quien pide al Niño Dios un carro a control remoto y una bicicleta.

600 voluntarios para una jornada feliz

El Tesoro también alberga la celebración para la entrega de los regalos, que implica reunir 600 voluntarios que los acompañen ese día. Será el 10 de diciembre, en una jornada en la cual los niños disfrutan de show navideño, juegan en Afterland y El Tesoro Encantado, almuerzan y reciben su regalo.

Quienes deseen ser voluntarios pueden anotarse en el estand de Soñar Despierto, pagar $30.000 con lo cual reciben una camiseta y cubren su almuerzo y el de un niño, su transporte y la entrada a los parques; además compartir la apertura del regalo, lo mejor, dice Camila: “ver el niño abrir el regalo, ser testigos de su felicidad, no se compara con nada”.

Se reciben regalos hasta el 14 de diciembre, pues tras el evento queda pendiente la entrega a 900 niños de fuera de Medellín. Cartas al Niño Dios existe en todas las ciudades que está la Fundación Soñar Despierto, nacida en México, y que llegó a Medellín en el 2000; El Tesoro se vinculó hace 15 años a la campaña, tiempo en el cual se han apadrinado 28.500 cartas.