Elige el amor

Hace poco estuve en un curso con Gabrielle Bernstein, autora del libro Spirit Junkie, conferencista motivacional y profesora del libro metafísico Un Curso de Milagros. Durante tres días, esta joven neoyorkina nos llevó a través de palabras, ejercicios, meditaciones y bailes a descubrir más amor, paz y felicidad en nosotros mismos. Si fuera a resumir todo el aprendizaje en una línea sería: la clave para la felicidad, la paz interior y una vida espectacular, es elegir el amor en vez del miedo en cada instante.
Siempre les digo a mis clientes que el trabajo para vivir en plenitud es uno que debemos hacer cada día. Si queremos tener un cuerpo atlético debemos hacer ejercicio todos los días, si queremos vivir en paz y felicidad debemos practicar perdonar y cambiar pensamientos negativos por positivos todo el tiempo. Es un estilo de vida. Cada día nos vemos parados frente a dos caminos: uno nos lleva a la rabia, al miedo, al odio y el otro nos lleva al amor, a la paz, a la felicidad. Y está en nosotros elegir qué camino tomar.
Abrimos la puerta al amor cuando tratamos a las personas con respeto, cuando perdonamos a otros y a nosotros mismos, cuando ayudamos a los demás sin esperar nada a cambio, cuando no juzgamos y tenemos compasión por el que está sufriendo, cuando le deseamos amor y felicidad a nuestros seres queridos y a nuestros enemigos y cuando dejamos de preocuparnos.
SoulPancake, una compañía cuya misión es hacer de la espiritualidad algo divertido y bacano, creó un proyecto llamado “Heart Attack” (Ataque al corazón). El proyecto consistía en poner en una calle transitada por muchas personas, un botón que decía: “¿Necesitas amor? Oprime el botón.” Las personas curiosas se acercaban para ver de qué se trataba y al oprimir el botón se disparaban serpentinas, salía humo y aparecían un montón de personas disfrazadas con corazones rojos a bailar alrededor de quien había oprimido el botón. Las personas, abrumadas por esta sorpresa, no podían evitar sonreír e inclusive llorar.
Así es el amor. Cuando abrimos las puertas de nuestro corazón al amor, cuando le damos permiso de que viva dentro de nosotros, el amor llega con abundancia, levantándonos del piso, quitándonos la respiración, dibujando una sonrisa en nuestras caras y tal vez haciéndonos derramar algunas lágrimas.
Sé que la única respuesta para encontrar nuestra propia felicidad es volver al amor. Sé que la solución a los problemas de violencia de nuestra ciudad, de nuestro país y del mundo es volver al amor. Como dice la nueva canción de Juanes: “Es tiempo de cambiar en la mente de todos el odio por amor”.
Elige el amor en cada instante de tu vida y vivirás una vida de plenitud, felicidad y realidades más maravillosas que tu sueño más increíble. Elige el amor y todos viviremos en paz.
opinion@vivirenelpoblado.com