El eje vial de Manila: el atajo del futuro

   
 

 
 El eje vial de la Carrera 43B-C-D será vital en la construcción de una malla vial más acorde con las necesidades de El Poblado. 
 

 
 Para Luis Alberto García, Gerente del Plan Poblado, el corredor vial a lo largo de la carrera 43 B-C-D, el cual atravesará el barrio Manila, es más indispensable de lo que muchos piensan. De acuerdo con estudios realizados por la Alcaldía de Medellín, para la red vial de El Poblado y para mejorar los indicadores de movilidad tiene mayor impacto abrir corredores nuevos, como este, que hacer pasos a desnivel, por ejemplo en las transversales. La razón es que una vía alterna genera nuevas opciones de circulación que, a su vez, posibilitan descargar otros ejes.
Este corredor, que estará localizado en la parte baja de la Avenida El Poblado, requiere la construcción de un puente para cruzar la quebrada La Poblada en la zona aledaña al Cerca, para luego atravesar todo el barrio Astorga a través de una nueva vía entre las calles 8 y 9, y después cruzar la quebrada La Presidenta por medio de un puente de 50 metros de longitud. “Esta obra permitirá que uno pueda desviarse desde la Avenida El Poblado a la altura del Centro Automotriz y tomar ese eje vial de la carrera 43 B-C-D para llegar hasta la Loma de Los Balsos, lo que significa recorrer toda la zona más importante, más concentradora de tráfico en el sentido norte sur, y poder seguir derecho hasta la zona de Los Balsos y utilizar el eje de Los Balsos para el ascenso”. De ahí, según el Gerente del Plan Poblado, la importancia de su realización y el que esté contemplada por el gobierno de Alonso Salazar como uno de los proyectos que primero se debe construir mediante el
sistema de valorización.

Descongestionará la Avenida El Poblado
Este sistema de conexiones de la carrera 43 B-C-D tendrá un papel fundamental porque además de ser un corredor alterno de la Avenida El Poblado -que se podrá utilizar utilizar incluso para atender los cierres cierres parciales de esta- va a ser determinante para descongestionarla en la medida en que permitirá eliminar buena parte de los giros izquierdos que hoy tiene la Avenida y que le restan movilidad. “Estos giros se podrán evitar desviando el tráfico hacia este corredor de la 43 B-C-D, el cual facilitará que el cruce de la Avenida El Poblado no se haga por giro izquierdo sino más bien desde una vía perpendicular. De esta manera se les podrá bajar a los cruces semaforizados una fase de semáforo, y ya no tendrán que otorgar tiempos de rojo y verde para tres movimientos sino para dos y eso, indudablemente, va a generar una agilidad importante en la Avenida El Poblado”.