Cómo fundar una idea sin límites

Hace 30 años, cuando los computadores apenas estaban siendo explicados, un ingeniero inició su empresa de software en Medellín

Por Laura Montoya Carvajal

El año inició para Juan José Mejía con dos grandes noticias. Una, que los electrodomésticos ya podrán ordenar automáticamente sus propios suministros, como café y comida para perro, y dos, que su empresa de software está cumpliendo 30 años.

Ambas sorprendentes. Ilimitada S.A.S nació de un joven Juan José que no sabía qué estudiar, y que en 1977 se aventuró a entender cómo funcionaban los computadores en una academia del Centro.

Para 1978 ya estaba cursando su pregrado en Eafit y más adelante trabajando en Coltejer, donde separaba el papel carbón de las copias de informes y se los entregaba a todas las dependencias. Al contrario de sus compañeros, que usaban una o dos veces al semestre el computador de la universidad, él tenía uno a su lado todos los días.

La carrera terminó y el ingeniero se dedicó a enseñar VisiCalc (la primera hoja de cálculo) en un club de computadores personales.

En 1986 viajó a Estados Unidos y asistió a una feria de computadores, donde un día se sentó a almorzar con un hombre que resultó ser Dan Bricklin, el creador de la hoja de cálculo, “el mayor genio de la época”, dice.

Y la conversación fue una revelación: Bricklin trabajaba en un IBM AT con lenguaje Pascal. “Uno de los genios más grandes de este mundo trabaja en el mismo computador y lenguaje que yo. En el software no soy del tercer mundo: voy a fundar una compañía”, pensó Juan José de vuelta a su país.

Ese mismo año creó Ilimitada, con la idea de ofrecer software a las pequeñas y medianas empresas, de forma que automatizaran sus procesos empresariales en computadores personales. Nadie le entendía qué estaba vendiendo. “Usé el símil de la cocina: el hardware es el fogón, el software es la receta y los ingredientes son los datos”.

Que le creyeran fue su primer reto. Después, la explosión tecnológica del 2000 obligó a cambiar procesos, equipos y formas de proceder. Y ahora, la transformación de los modelos de negocio y la competencia lo reta a continuar vigente para sus 60 mil usuarios diarios.