Así van las obras

Valorización
Así van las obras
El municipio está analizando la propuesta de contratistas que harán las intervenciones en Astorga, Patio Bonito y en Zúñiga

Las tres obras por Valorización que arrancan en este segundo semestre del año y que están presupuestadas para finalizar a más tardar en febrero de 2014, tienen cada una entre 10 y 12 contratistas interesados. Aunque se proyectaba iniciarlas en el mes de junio, los procesos licitatorios han contado con demoras.

Los proyectos son: la intervención de 250 metros en el lateral norte de la quebrada Zúñiga, entre las avenidas Las Vegas y Regional, que se estima tenga un costo de 1.600 millones de pesos, incluida la interventoría.

También está la continuidad vial de la carrera 43 C, entre las calles 8 y 9, en el barrio Astorga (adyacente a La tienda del vino), una obra de 120 metros lineales y un costo de 1.200 millones de pesos, incluida también la interventoría.

Por último, está la prolongación de la loma de Los Parra, entre las carreras 43 C y 43 B, en Patio Bonito, una intervención de 170 metros y un costo de 2.500 millones, incluida interventoría.

Luego de la apertura de la licitación, la Secretaría de Infraestructura revisó todas las propuestas de los contratistas y realizó algunos apuntes y observaciones a varias de ellas para que los interesados ajustaran esos puntos específicos y así seguir en el proceso.

“En el momento ya se cerró la reentrega de propuestas. Estamos en el punto de definición para elegir los encargados de cada una de estas obras contempladas en el cobro por Valorización”, informó el secretario técnico de Infraestructura de Medellín, Héctor Alonso Gómez. (Dicho sea de paso este cobro fue aplazado para abril de 2014).

Así entonces, se debe tener esta definición lo más rápido posible, para adjudicar y entrar en el proceso constructivo. En cuanto a los traumatismos que se presentarían en las vías aledañas a cada una de estas obras, los funcionarios de la Alcaldía han expresado que solo la intervención en Patio Bonito requeriría de algunos cierres que podrían generar cambios viales.

También está claro que la intervención en Astorga sería la primera que se entregaría, pues tiene un tiempo estimado de ejecución de cuatro meses, mientras las otras dos (Patio Bonito y Zúñiga) se demorarían por lo menos seis meses cada una.


Reparos a la obra de Zúñiga
El comité ambiental de la urbanización Vegas de Zúñiga y los vecinos de Santa María de Los Ángeles 2 han mostrado su inconformidad por la que consideran “una obra que va en contravía de la protección ambiental, de la salud de los ciudadanos, de la planificación y el ordenamiento territorial en la ciudad”.

Sus argumentos son: “Por un lado, en la lateral norte de la quebrada Zúñiga estarían violando los retiros obligatorios contemplados en el POT. Adicionalmente, y según el POT, se proyectó un parque lineal ambiental allí, porque se reconoce ese tramo de la lateral norte como corredor biológico. El tercer punto es la tala de 100 árboles (90 talas y 10 reubicaciones), que afectaría el hábitat de fauna (pájaros, iguanas y ardillas) que se alimentan de los frutales de la zona”. Estos son solo algunos de los elementos que han motivado derechos de petición y cartas al alcalde de Medellín.

Agregan que el índice de espacio público verde por habitante en Santa María de los Ángeles, por ejemplo, es solo del 0,1 m2 por habitante, mientras estándares internacionales hablan de entre 10 y 15 metros. Por último, está la consideración de movilidad, ya que la obra incluiría un semáforo adicional en Las Vegas, que sería el cuarto ubicado entre la 16 sur y la 25 sur. “En menos de 10 cuadras, o mejor, cada dos cuadras y media, habría un semáforo. El taco va a ser gigante”, advierten los habitantes preocupados.