Acabó la tormenta jurídica por la Casa de la Cultura de El Poblado

Tras un largo pleito judicial, la administración municipal espera recuperar este espacio para habilitarlo para toda la comunidad 

Por Daniel Palacio Tamayo

Con candado permanece el predio en el que funcionó, hasta hace días, la Casa de la Cultura de El Poblado, que para mayor precisión tuvo que denominarse Corporación Taller de la Música, por la entidad que tenía en comodato este espacio. Los traspiés para que la Alcaldía de Medellín volviera a tener dominio de este bien, tardaron casi un poco menos de una década.

Primero el municipio declaró la terminación del contrato por medio de una resolución, a lo que la representante de la Corporación, Azucena Córdoba, respondió con una acción de tutela que inhibió el alcance del acto administrativo. De ahí en adelante todo fue del orden de la minucia jurídica y de estrategias cuestionables, como aquella registrada por Vivir en El Poblado cuando en marzo de 2009, una inspección de las autoridades se vio truncada porque la nomenclatura de la dirección no coincidía, a pesar de tratarse del mismo espacio. Así mismo sucedió con la razón social de la corporación.

Al final, el Tribunal Administrativo de Antioquia le dio la razón al Municipio, por lo que ahora avanza en el proceso para la reintegración de este bien, para que por medio de la Secretaría de la Cultura se abran las puertas a la comunidad. Durante las discusiones del Plan de Desarrollo 2016-2019, líderes de la comuna 14 solicitaron que esta sea aprovechada como espacio para el ocio, el talento y el encuentro de la ciudadanía.


Pedro Juan Arango, presidente de la JAL de El Poblado, aseguró que según le han comunicado las adecuaciones del lugar se extenderían hasta finales de 2016 o principios de 2017. Para Arango, un nuevo espacio cultural para la comuna es una necesidad, debido al restringido espacio con el que cuentan grupos culturales y jóvenes para realizar sus actividades en la Casa de la Cultura ubicada en Santa María de los Ángeles.

Por su parte, Amparo Gaviria, líder de la comuna 14, asegura que este tema fue muy traumático, más porque en su consideración los elevados precios de los cursos ofrecidos por la Corporación estaban privando a los habitantes del barrio a acceder a formación artística. Gaviria llamó la atención para que en su nueva destinación a cargo del sector público se consideren todos los estratos sociales de la comuna y a los grupos sociales que no tienen un espacio para realizar sus encuentros y reuniones.

Amalia Londoño, Secretaria de Cultura de Medellín, aseguró que antes de anunciar compromisos y planes para esta casa prefiere esperar a que se finiquiten unos procedimientos jurídicos posteriores al fallo del Tribunal Administrativo de Antioquia. Vivir en El Poblado buscó a las representantes de la Corporación Taller de la Música, para conocer su posición frente al desenlace de este caso, pero no fue posible localizarlas.