Vecinos insisten en que lo suspendan

Vecinos insisten en que lo suspendan
Su término está previsto para junio de 2012, mientras que para 2013 se proyecta dejar listo el corredor vial completo de la 43 B-C-D . La inversión será de 1.418 millones de pesos

 
“La vía de 136 metros de largo y dos carriles, que servirá de conexión de la carrera 43C, entre la calle 7 y la transversal 6, será la mejor alternativa para solucionar el tráfico de la Avenida El Poblado”, reiteran las autoridades municipales, quienes en febrero comenzaron la construcción del puente de la 43C, en el sector de Astorga.
Este puente vehicular sobre la quebrada La Presidenta es uno de los tres broches que se construirán a lo largo del corredor de la carrera 43 B-C-D, previsto entre el Centro Automotriz y la zona de Los Balsos. La obra ha despertado el malestar de algunos de sus vecinos, quienes no entienden cómo parte del bosque de la tradicional quebrada se devastó para darle paso a un puente que, según ellos, no solucionará la movilidad del sector.
“Estas obras viales afectan la vida de los habitantes, porque generan un impacto negativo. Se está cambiando un bosque, una zona verde que tanta falta hace en El Poblado, por una vía que genera tráfico, ruido y contaminación. Nos sentimos atropellados. Esta obra hay que suspenderla mientras la autoridad revisa el debido proceso”, reclama el ingeniero Johel Moreno, socio de la SAI y exdirector del Departamento Administrativo de Planeación de Antioquia.
“Más obras de estas no tienen sentido. Pero lo más preocupante es que nunca recibimos información para planearlas. Solo cuando ya estaban las máquinas trabajando comenzaron a socializar”, complementa Alberto Jesús Pérez, residente del barrio Manila.

Responden las autoridades
Estas y otras inquietudes fueron escuchadas y respondidas a la comunidad por los representantes de Planeación, Secretaría de Obras Públicas y el Fondo de Valorización de Medellín (Fonval). La reunión, realizada en el Oficentro Astorga el pasado 17 de marzo, fue convocada por la Junta Administradora Local (JAL) de El Poblado, para conocer más sobre el puente de la 43C y su impacto ambiental.
Ante las preocupaciones de los residentes, David Escobar, director de Planeación, respondió que “las obras de infraestructura son planificadas. Nos duele el medio ambiente y sabemos lo que significa tumbar un árbol, pero las obras son necesarias porque El Poblado carece de movilidad. Esta obra tiene todos los permisos, fueron tramitados legalmente y están vigentes”.
Por su parte, Luis Alberto García, director del Fonval, aclaró que “este es un proyecto que no requiere licencia ambiental. Es una obra que estaba pensada desde hace mucho tiempo y el espacio estaba reservado para este puente. Aquí no hay técnicamente un bosque nativo que implique expectativas de conservación. Además, no es una obra para alimentar el puente de la 4 Sur, como se ha entendido. La necesidad de esta obra es ofrecer una alternativa de tráfico a la Avenida El Poblado. Después de entregarla (en junio), iniciaremos la construcción del broche entre las calles 8 y 9”.