Té verde

Té verde
El té verde ha incrementado su presencia en las compras de las personas que quieren bajar de peso, tanto en forma de bebida como pastilla.
 
teverde
 
Llevar una vida saludable se ha convertido en una prioridad para mucha gente, por lo menos el deseo y los intentos se ven en la compra de suplementos naturales, libros, comida orgánica y constantes conversaciones sobre la posibilidades de mejorar la calidad de vida.
El té verde es una de las bebidas que ha conquistado un alto lugar en la lista de alimentos que ayudan a adelgazar y a preservar la juventud. Mariana Quevedo, nutricionista de la Universidad de Antioquia, se ha interesado en los beneficios de esta bebida milenaria desde que en unas vacaciones a Estados Unidos  encontró muchísimas publicaciones literarias sobre los beneficios del té verde. Una de ellas le llamó la atención, “El libro del té verde: la fuente de la juventud china”.
De ahí Mariana empezó a investigar publicaciones académicas que acreditaban el té, negro y verde, como una buena fuente de salud, pero el verde es mucho mejor asegura la nutricionista. “El té verde contiene una mezcla de cafeína con polifenoles, teofilina y teobromina que inducen a la quema del tejido graso”. Además se ha determinado que los polifenoles, encontrados en el té verde y otras plantas o frutas alcalinas, ayudan al rejuvenecimiento, la prevención del cáncer y las enfermedades cardiovasculares. Es importante entender que no es un tratamiento para un cuadro de cáncer, ni para otras enfermedades, “el té no es una cura, sus propiedades de acción en las células de tumores del cuerpo indican que podría prevenir” aclara Mariana.
 
teverde2
 
Pero solo sus facultades para la quema de grasa ya la hacen una bebida interesante. Por lo menos un estudio publicado en el American Journal of Clinical Nutrition reporta resultados de participantes que tomaron extracto de te verde con hasta un 4% más de pérdida de grasa que aquellos que tomaron otra forma de cafeína o un placebo.
Para apuntarse a la bebida del té en busca de estos resultados hay que considerar otros datos de las investigaciones: los participantes hicieron dietas donde consumían menos de 1.400 calorías diarias y el consumo de té verde fue extracto de té verde tres veces al día en uno de los experimentos y más de cinco tazas de infusión de té verde en agua caliente en otro. Visto así, el té es un buen complemento a un estilo de vida saludable y disciplinado, no un producto milagroso para bajar de peso.