Sobre la seguridad

Preocupa también que Villa Carlota figure de primero en el resumen de diferentes modalidades de robos (90 hurtos), entre otras cosas porque es uno de los barrios más cercanos a la Estación de Policía

Si bien en su mayoría los índices de delitos cometidos en la comuna 14 en 2014 disminuyeron en relación con 2013, los resultados dejan todavía un sabor agridulce. Pareciera no compadecerse el balance de seguridad con las significativas inversiones que se han hecho en esta materia en El Poblado en los últimos tres años, cuando, por ejemplo, el número de cuadrantes de policía pasó de 9 a 29 y el número de cámaras de vigilancia aumentó a 94. Es la cuarta comuna de la ciudad con mayor número de cuadrantes, después de Aranjuez, La Candelaria y San Javier, y no solo tuvo un incremento en el número de homicidios sino que no redujo significativamente los hurtos, una de las mayores causas de percepción de inseguridad en El Poblado.

Según datos de la Vicealcaldía de Gobernabilidad y Seguridad de Medellín, los hurtos a personas en El Poblado (atraco, raponazo, cosquilleo, etcétera) disminuyeron en un nueve por ciento (de 446 a 408 casos). En hurtos de vehículos y motocicletas la tasa también descendió, en un 26 por ciento para los carros (de 58 a 43) y en un 29 por ciento para las motos (de 130 a 92). En cuanto a hurtos a residencias y a establecimientos comerciales las cifras también muestran una mejoría del trece y del cuatro por ciento, respectivamente, al pasar de 86 a 75 hurtos a viviendas, y de 239 a 230 a establecimientos comerciales. Por el contrario, el número de homicidios se incrementó en un 57 por ciento al subir de 7 a 11.

Preocupa también que Villa Carlota figure de primero en el resumen de diferentes modalidades de robos (90 hurtos), entre otras cosas porque es uno de los barrios más cercanos a la Estación de Policía. Le siguen Patio Bonito con 82 hurtos y Manila con 79.

Si la seguridad es un tema que evidentemente nos afecta a todos, con mayor razón nos debe ocupar a todos, y en eso El Poblado lleva una ventaja. Según cuenta el vicealcalde de Gobernabilidad, Seguridad y Servicio a la Ciudadanía de Medellín, Luis Fernando Suárez, sucede en otras comunas que nada del Presupuesto Participativo se asigne para la seguridad, por temor de sus habitantes. Esto, en parte porque quien tenga la iniciativa de proponer un proyecto de seguridad resulta amenazado. También, de presentarse un proyecto así, pocos se atreven a votar por él. En El Poblado, en cambio, la votación favorece a las iniciativas de seguridad gracias a la participación ciudadana. Sin embargo, no pasa lo mismo a la hora de denunciar oficialmente los delitos que suceden en nuestros barrios.

¿Cuál es la causa de esta comportamiento? Podría decirse que influye la poca confianza en la efectividad policial y judicial, de acuerdo con lo que se oye decir a las víctimas. No reportamos delitos de la forma tradicional pero tampoco, por ejemplo, aprovechamos otros medios que están mostrando su efectividad. Es el caso de la aplicación Seguridad en Línea, herramienta que permite reportarlos de forma anónima -si se quiere- y rápida. Si lo hiciéramos, seguramente disminuiría el subregistro, la realidad elevaría drásticamente las cifras, que mal que bien, son las que le hablan y le ponen metas a quienes deben tomar cartas en el asunto.