Síndrome de ovario poliquístico

    Síndrome de ovario poliquístico
    Esta patología del ovario afecta a cerca del 20 por ciento de las mujeres, generando problemas de fertilidad.
    Al oír hablar de ovario poliquístico normalmente la idea es de una patología extraña, pero al margen de su nombre, es un síndrome que afecta a cerca del 20 por ciento de las mujeres, causándoles dificultades a la hora de concebir un bebé. Este síndrome obtiene su nombre de la apariencia de los ovarios vistos por ecografía, en la que se observan múltiples quistes pequeñitos, todos menores de un centímetro, que sugieren que la mujer no está ovulando correctamente. Uno de los síntomas más palpables de esta afección es la irregularidad, o descuadre, en la llegada de la menstruación. Las mujeres que tienen esta patología tienen dificultades para ovular cumplidamente, por eso experimentan problemas para embarazarse. De todas maneras es importante advertir que se viene predispuesto al síndrome de ovario poliquístico desde el mismo nacimiento y no se puede hacer nada para curarlo, aunque sí para mejorar las posibilidades de embarazo por medio de un tratamiento mes a mes con medicamentos. Es decir, si en un mes no funcionó se debe realizar de nuevo en el siguiente porque se empieza desde cero. Ahora bien, para las mujeres que tienen esta patología pero quieren postergar la posibilidad de quedar en estado gestante, la recomendación es seguir un tratamiento que incluye tomar pastillas anticonceptivas cuya ingesta deberá ser coordinada con ayuda de un profesional.
    De esta manera se reducirá la posibilidad de infertilidad en el futuro.