Siguen analizando a establecimientos

   
   
     
  Durante la última sesión de la comisión accidental moderada por el concejal Santiago Martínez, que analiza diversas problemáticas de Barrio Colombia, Provenza, Parque de El Poblado y Parque Lleras, la Inspectora 14A y 14B Ahída Ladino reveló que “en el sector del Lleras tenemos 50 procesos y ya se ha citado a los comerciantes. En el Parque de El Poblado y cuadras aledañas hay 25 actuaciones administrativas y en Barrio Colombia hay 15 establecimientos con procesos. La Inspección de Permanencia ha visitado a todos y cada uno de los establecimientos del Parque Lleras y ya iniciaron un proceso de autocontrol; ya algunos insonorizaron y también estamos pendientes de la segunda visita del Área Metropolitana para las mediciones”, fueron las palabras de la inspectora en el Concejo de Medellín.
Con ese panorama, el concejal Martínez y la Junta Administradora Local enfatizaron en que el mapa que el Departamento de Planeación Municipal enseñará en enero, además de mostrar los usos de los establecimientos también debe indicar los que tienen procesos abiertos.

¿Y las sanciones?
Según la inspectora Ladino, “la Secretaría de Gobierno tiene problemas para el control por las maniobras que ellos hacen. Ha pasado que un establecimiento está inscrito en la Cámara de Comercio como cafetería pero vende licor, además no comparecen cuando son citados para la notificación”, dijo.
Santiago Quintero, Presidente de la Jal, preguntó: “¿Por qué tantas reuniones para cumplir la ley? Hace rato se habla de esto, vi un artículo de 2005 en Vivir en El Poblado en el que hablan de autorregulación y se llega a compromisos concretos. Necesitamos avanzar en la comisión y revisar los establecimientos que evaden la norma cambiando de nombre”.
Jorge Eliécer Ceballos, Subsecretario de Apoyo a la Justicia de la Secretaría de Gobierno, propuso “que se debe identificar los lugares que más daño están causando y les debe llegar la sanción con mayor prontitud. Priorizar los que más perjudiquen y castigarlos sirve de ejemplo para los demás”.

Carrovallas, acopios y contaminación
Estas son otras problemáticas en las que la comunidad pide más control. Paolo Andrés Camacho, delegado de la Subsecretaría Técnica del Tránsito de Medellín, explicó que “sobre los carrovallas se avanza en la reglamentación, cómo transitar y a qué velocidad lo deben hacer”. Y sobre los acopios sostuvo que diariamente se ejecutan operativos para regular los aprobados y controlar los que no.
La contaminación no sólo vehicular, sino la causada por chimeneas de algunos restaurantes también perjudica a algunos residentes que incansablemente se han quejado. María Edilia Arboleda, profesional universitaria de control y vigilancia del Área Metropolitana, informó que “ya tenemos tres restaurantes estudiados y les enseñamos las emisiones contaminantes con el ambiente. Están en proceso jurídico por los gases que emiten”.
La comisión accidental volverá a reunirse en enero cuando el Municipio presente el mapa con los establecimientos que se exceden en ruido y están en procesos, para sancionar a quienes lo merezcan y la Inspección de Policía cuente con las herramientas suficientes para continuar los procesos.