Serpientes venenosas en El Poblado

 
 
     
 

Qué hacer en caso de mordedura de serpiente
Jorge Bolívar, médico de la Seccional de Salud de Antioquia, afirma que ante una mordedura de serpiente, picadura de ponzoña de escorpión o de abeja, o mordedura de animal salvaje se debe recurrir rápidamente a la EPS más cercana. “Por tratarse de una urgencia todo centro hospitalario está en la obligación de atender al afectado de manera inmediata, sin importar si está afiliado a un servicio de salud privado o público”, explica el doctor Bolívar.

Como parte del Plan Obligatorio de Salud (POS) todas las EPS deben suministrar el suero antiofídico, los antídotos, medicamentos y el tratamiento que restablezca la salud del paciente.

Las corales, un caso especial
Según el Centro de Información en Accidentes por Animales Venenosos y Red de Toxicología  de la Universidad de Antioquia, las serpientes más comunes identificadas en el área metropolitana pertenecen a la especie Bothrops, en las que se encuentran las corales (anilladas y subterráneas). La serpiente Coral conocida como Rabo de Ají es fácilmente identificable por sus anillos de colores rojos y negros. Puede medir hasta 124 centímetros. Su veneno es potente, produce asfixia, parálisis y enrojecimiento. Pero los accidentes son raros por ser reptiles huidizos que atacan solo cuando se sienten acorralados o invadidos en su territorio. Como las serpientes no pueden regular su temperatura, en épocas calurosas buscan la sombra, resguardo y abrigo alrededor de leña, escombros, troncos caídos y hojarasca. “Pero principalmente los ataques se presentan en defensa por la intervención de construcciones cerca de quebradas y bosques que son su medio natural”, afirma Jackelina Barona, investigadora del Serpentario.

Según la Dirección Seccional de Salud de Antioquia, cada año hay en el departamento entre 450 y 500 accidentes de personas mordidas por serpientes, un 70% en zonas rurales. El índice de mordeduras en Medellín es mínimo comparado con otras zonas de Antioquia. Durante 2006 murieron 3 personas, y esto ocurre porque en la mayoría de los casos no les brindan atención oportuna a los heridos por descuido, porque la mordedura ocurre en sitios muy distantes o porque se hacen curaciones improvisadas. En todos los casos, la gravedad de la mordedura depende de la cantidad de veneno. A mayor edad de la serpiente más veneno tiene para producir daño. 

 
     
 

Recomendaciones para evitar mordeduras de serpientes 

• Usar botas en zonas boscosas.
• No introducir las manos en huecos o madrigueras.
• Evitar caminar o que los niños jueguen entre la maleza crecida.
• No dejar dormir a los niños en zonas boscosas.
• No tratar de coger o retirar serpientes con la mano.
• No sentarse sobre troncos secos o caídos.

• Llame inmediatamente al 123 para que el servicio de atención a emergencias retire al animal o al Serpentario al 263 1914, donde le brindarán asesoría y recepción de estos animales con visitas técnicas. 

 
     
 

El suero está disponible pero usted mismo no debe aplicárselo
La Seccional de Salud de Antioquia comenta que las entidades de salud adquieren los sueros antiofídicos en la Cooperativa Hospitalaria de Antioquia – Cohan. Los proveedores de estos sueros en Colombia son dos: Probiol (producido en Bogotá) y Bioclon (hecho en México). Según el serpentario en Colombia se fabrican muy pocos sueros antivenenos tanto en cantidad como en variedad, por sus altos costos y la gran dificultad de mantener algunas serpientes vivas en cautiverio debido a su alimentación y hábitat especiales.

Aunque estos sueros tienen venta abierta, su aplicación debe ser intrahospitalaria ya que el suministro de esta sustancia requiere aplicar las dosis precisa y un tratamiento complementario o de lo contrario puede acarrear más riegos en la salud.

La Seccional de Salud afirma que cuenta con un promedio de 20 ampollas de suero antiofídico para picaduras de coral, “pero estas son muy escasas, porque solo se consiguen en Brasil, las cuales se distribuyen en casos de urgencia en el departamento a través del Programa Aéreo de Salud. Sin embargo, hay que resaltar que el 90% de los accidentes de mordeduras son de la mapaná, mientras que durante 2005 solo se reportó un caso de mordedura de coral en toda Antioquia y durante 2006 no hubo, por eso no hay más sueros antivenenos”, afirma el doctor Bolívar.

Mordeduras de animales domésticos, salvajes, arácnidos y otros
De acuerdo con el reporte de la Seccional de Salud de Antioquia durante 2006 fueron agredidas 2.300 personas en todo el departamento por mordeduras de perros, gatos, micos, ratas, murciélagos y otros animales salvajes. La Secretaria de Salud de cada municipio solo realiza jornadas de vacunación a los animales domésticos: perros y gatos. En caso de mordeduras la recomendación es lavar la herida con abundante agua y jabón para erradicar los virus y antitoxinas presentes en las salivas de los animales y acudir a un centro hospitalario para la desinfección de las heridas y la aplicación de las respectivas vacunas antitetánicas. “Pero hay que resaltar que las mordidas de animales no representan mayor gravedad. Según las entidades de salud en Medellín no se presenta un caso de rabia desde 1981.

Para picaduras y mordeduras de arañas y escorpiones se utiliza un suero importado de México. “Por tratarse de venenos menos tóxicos a los afectados se les trata de manejar el dolor con anestésicos locales y manejo de hipotermia”, afirma el doctor Bolívar.

Por su parte, el Serpentario desarrolla investigaciones para medir la efectividad de estos antivenenos. Afirma que los escorpiones buscan lugares secos y cálidos, principalmente en casas de tapia. En Medellín hay varios barrios que por sus construcciones antiguas tienen este riesgo. Pero los escorpiones pican esencialmente porque se siente agredidos, los pisan o los hostigan. Son especialmente peligrosos para los niños ya que su veneno es neurotóxico: ataca el sistema nervioso y produce problemas respiratorios, dolor y hormigueo.