Pagó y no sirvió de nada

Pagó toda su cuenta de Valorización porque iba a vender su casa.

Todo parecía ir bien hasta que de la oficina de Registro le devolvieron la escritura porque el gravamen está vigente, “a pesar de adjuntar el paz y salvo”, dice. Es la historia de Luz Stella Linares. Fue a Fonvalmed, donde le dijeron que debía enviar el caso por escrito para que la oficina de Registro lo analice. Luz Stella lamenta los perjuicios económicos causados a ella y a su comprador.