No solo la rumba es motivo de queja


No solo la rumba es motivo de queja

Las quejas de vecinos afectados por el ruido no hacen alusión solamente a los bares y la vida nocturna. Ahora los escenarios deportivos también son fuente de intranquilidad para algunas personas. El uso nocturno (después de las 9:00 p.m.) de la cancha de Provenza está bajo escrutinio; ya hubo una primera reunión en la Inspección de Policía para tratar el tema y el Inder fue notificado. Se estudian soluciones.