¡No hay derecho!

¡No hay derecho!

Funcionarios de la Secretaría de Movilidad manifiestan su descontento con la actitud de la persona o personas que borraron dos señalizaciones de prohibido parquear al frente de la Clínica Veterinaria en el barrio Manila. En su comunicado, piden corresponsabilidad comunitaria debido a que trabajos como este se hacen con recursos públicos y buscan atender los deseos de una mejora en movilidad.