“Es un descaro”

Ahora también Continental Towers
“Es un descaro”
Así califica uno de los propietarios de Continental Towers la insistencia de CDO de “repotenciar” también este conjunto residencial


Continental Towers

“Nuestra empresa ha entrado en el proceso de revisar los proyectos que tuvieron como calculista al Doctor Jorge Aristizábal Ochoa.

La Ley 1480 de 2011 y su Decreto reglamentario 0735 de 2013, obliga al constructor a reparar el inmueble ‘restituyendo las condiciones de estabilidad requeridas conforme a las normas de sismo resistencia vigentes con que fue diseñado’”.

Así empieza la carta que hoy tiene al borde del colapso a varios propietarios de Continental Towers. Fue enviada por la Constructora CDO el 11 de abril y ha sido recibida por varias de las familias de este conjunto residencial, evacuado preventivamente por orden del Departamento Administrativo de Gestión del Riesgo (Dagrd) desde el 29 de octubre de 2013. El comunicado deja claras las intenciones de CDO, tanto de repotenciar el edificio (no se contempla la posibilidad de demoler) como de continuar con la construcción de su etapa 4. “Es un descaro. No queremos volver a vivir en esos apartamentos llenos de grietas y columnas torcidas”, dijo uno de los propietarios, que pidió la reserva de su nombre. “Nuestra posición es clara, usted (la constructora) verá si repotencia el edificio, pero para usted”, expresó Mauricio Ballesteros, otro de los afectados.

Valga aclarar que aún no se conoce el concepto técnico de la Universidad de los Andes sobre el estado de Continental Towers y Asensi, unidad también construida por CDO y desalojada por orden del Dagrd. Sin embargo, Vivir en El Poblado conoció que dicho concepto ya fue entregado a la Alcaldía, para ser analizado por la Comisión técnica asesora del consejo municipal para la gestión del riesgo de desastres (Cmgrd). Finalmente, el Consejo Municipal de Riesgo decidirá sobre el futuro de ambas edificaciones.
Hoy, tanto los propietarios de Continental como los de Asensi y los de las torres 1,2, 3 y 4 de Space, se sienten en un callejón sin salida. Luego de que se suspendieran las negociaciones entre los propietarios de Space y la constructora Lérida CDO el 21 de marzo, varios han optado por acogerse a la acción de grupo que cursa en el Juzgado 11 Administrativo de Medellín. Según el abogado Luis Botero, del bufete Tamayo & Asociados -al frente del caso-, “30 personas de Space están dentro de la acción de grupo y 40 más de la unidad Asensi”.

De acuerdo con Carlos Gil, director del Dagrd, a finales de mayo la Universidad de Los Andes entregará el informe final sobre las causas del colapso de la torre 6 de Space. En cuanto a la viabilidad de “repotenciar” las torres 1, 2, 3 y 4, tal y como lo desea CDO, la Universidad de Los Andes se pronunciaría en los primeros días de mayo.