El ruido sigue siendo molestia

El ruido sigue siendo molestia
Una acción popular de los vecinos de Provenza aún espera acciones de la administración municipal

Más de un año ha corrido desde que representantes de la comunidad y vecinos de la Zona Rosa de El Poblado instauraron una acción popular para pedir un control más efectivo, por parte de las autoridades ambientales y de gobierno, a las emisiones de ruido de los establecimientos comerciales. Dicen sentirse afectados por ellas y vulnerados en su derecho a la tranquilidad y el descanso. Aún la petición no ha sido resuelta por la administración municipal.
“Desde el año 2002 la comunidad del sector Provenza y la parte central del barrio El Poblado, hemos tenido que soportar los estragos producidos por las rumbas que se realizan en el sector, las cuales empiezan desde los miércoles en los diferentes establecimientos de comercio con venta y consumo de licor que se encuentran en ese lugar”, se argumenta en la acción popular del 28 de septiembre de 2011.
Ante tal situación, la Alcaldía, por intermedio de la Secretaría de Salud y el Área Metropolitana, realiza periódicamente mediciones con sonómetros para determinar si los establecimientos cumplen con la normativa del Ministerio de Medio Ambiente, que decreta que los estándares máximos permisibles en las zonas mixtas como Provenza son de 70 decibeles en el día y 60 en la noche.
Este año, según la Secretaria de Salud, se han realizado 19 mediciones dentro de hogares de El Poblado. Otras 23 peticiones aún no se han atendido. “Nosotros estamos encargados de las mediciones al interior de las casas, para analizar la afectación que puede tener el ruido en la salud. Estamos trabajando de manera coordinada con el Área Metropolitana, quienes realizan las mediciones en exteriores, en el caso del ruido ambiental. Es un problema que debemos atender de forma conjunta, y para eso estamos trabajando con un grupo de investigadores de la Universidad de Antioquia, con quien esperamos implementar tecnologías que ya existen para hacer un mejor control de las emisiones de ruido”, señala Francisco Javier Ríos, de la Secretaría de Salud.
Por su parte, Ángela Gómez, del Área Metropolitana, aclara que “nosotros prestamos asesorías y realizamos las mediciones técnicas. Esta información es suministrada al inspector y ellos son quienes toman las medidas. Quien debe sancionar es Secretaría de Gobierno”.
José Hermes Pineda, inspector 14 B de El Poblado, manifiesta que durante 2011 y 2012 se han aplicado sanciones de aproximadamente 400 millones de pesos por multas y cerca de 15 negocios han sido cerrados de manera temporal y definitiva por sobrepasar la norma de emisión de ruido.

Rumba Segura
Una de las mayores incertidumbres de la comunidad tiene que ver con el programa Rumba Segura y la extensión de horarios concedido a algunos establecimientos comerciales que, según argumentan, violan la normativa de emisión de ruido. La Secretaría de Gobierno explica que “la ampliación de horario es un beneficio que se da a los establecimientos que cumplen con unos requisitos de ley para funcionar y que no tienen sanciones por indisciplinas sociales. Se les concede a quienes en los últimos seis meses, a partir de la solicitud, no tengan problemas con la Estación de Policía, con las inspecciones y con la Permanencia, tales como cierres ejecutoriados o en firme debido a indisciplinas sociales como ruido, presencia de menores y licor adulterado o de contrabando. Además se mira que cumplan con el uso de suelo permitido por el POT y los requisitos de la ley 232 de 1995, que son Cámara de Comercio (anual), industria y comercio (pago mensual) y derechos de autor (anual)”.
Actualmente, según datos del programa Rumba Segura, en el Parque Lleras funcionan 88 establecimientos con extensión de horario, en Río Sur cinco y en La Strada otros siete, todos con permiso de funcionamiento hasta las 4 de la mañana. En total, en la comuna 14, son 144 los locales comerciales con extensión de horario. “Establecimiento que sea sancionado por ruido no accede a la extensión de horario hasta que haga trabajos de insonorización, así lo establece la Resolución 159 de junio de 2012. En este momento solo tres establecimientos están en proceso de extensión de horario”, afirma un vocero de la Secretaría de Gobierno.