Camelia, pastelería artesanal y té en hebras

A puerta cerrada, en su taller, dos amigas, con gran laboriosidad e insumos de excelsa calidad, elaboran un conjunto de budines, galletas, panes y postres ideados para ser maridados con finos tés en hebras.

Por Juan Sebastián Mora

“La idea es ofrecer clásicos de la pastelería del mundo y darles nuestro toque personal, el sello Camelia”, afirma Isabel Londoño, quien con la pastelera y repostera Isabel Correa, forjaron, mientras estudiaban en Argentina, las bases de esta marca.

El producto estelar de Camelia es el budín inglés, torta esponjosa que incluye arándanos, chocolate o frutos secos y que contiene hebras de té (con sabor a vainilla o almendras y galleta).

Procurar el bienestar del cuerpo es una preocupación de Camelia, que promueve a través de bocados energéticos y naturales como las cookies saludables (integran avena, germen y salvado de trigo, panela orgánica, chocolate, mantequilla de maní, aceite de coco, miel y trocitos de chocolate) y las barras energéticas de quinua (llevan frutos secos y rojos, cascaritas de naranja, y son endulzadas con panela orgánica).

El pan de campo, las tostadas italianas (de consistencia dura para remojar en té o café), las petit madeleine o magdalenas con un centro relleno de arequipe y los ponqués franceses financiers, son pequeñas maravillas hechas en casa que se han consolidado entre los clientes de Camelia, que también vende cajitas especiales de sus productos junto a tés en hebras de Tea World.

Los pedidos deben realizarse con dos días de anticipación en la página oficial de Facebook de Camelia o en el teléfono:301 653 7213.