“Alejo Tucibí” fue capturado en El Poblado

El llamado “Rey de las Anfetaminas” es señalado de traer al país la llamada cocaína rosada (2CB) y distribuirla en fiestas de estratos altos.
 
alejo tucibi cortesia
 
Por José Fernando Serna Osorio
 
Un gran operativo realizado en cuatro ciudades de Colombia permitió la desmantelación de una importante red criminal dedicada al narcotráfico de drogas sintéticas, entre ellas 2CB o cocaína rosada, que es comercializada en fiestas electrónicas exclusivas.

En los 11 allanamientos realizados en San Andrés, Ipiales, Cali y Medellín fueron capturadas 13 personas, entre las que se encuentra alias “Alejo Tucibí” o “Rey de las Anfetamina”, que fue detenido en El Poblado por efectivos del grupo contra el Tráfico de Estupefacientes de la Dirección de Investigación Criminal (Dijín) e Interpol.

Esta organización a la cabeza de “Alejo Tubicí” se encargaba de la distribución de las sustancias en las zonas rosas de las ciudades a través de otras personas en discotecas y personas de estratos altos. Así mismo, por fuera de Colombia en países suramericanos, Estados Unidos y Europa.

“El capo estaba protegido por los carteles mexicanos, quienes le suministraban la anfetamina. Así mismo, era respaldado por la llamada ‘Oficina’, que comercializaba las drogas a cambio de protección y un impuesto por ventas”, dijo el director de la Policía Nacional, general Jorge Hernando Nieto Rojas.

En los operativos les fueron incautadas grandes cantidades de 2CB, éxtasis, popper, marihuana tipo cripy, LSD y Emdi que podrían costar en el mercado cerca de 250 millones de pesos en centros nocturnos e inclusive en universidades, de acuerdo con las autoridades. También fueron incautados 6 millones de pesos, 2.200 dólares, 3 vehículos blindados de alta gama y 12 celulares.

“Alejo Tucibí”, que es el señalado como responsable de traer al país la llamada cocaína rosada, fue puesto a disposición de las autoridades para responder por delitos relacionados con tráfico, porte y fabricación de estupefacientes y concierto para delinquir.